Curar las heridas del padre ausente?

Reflexiones 104 Visitas

La familia es considerada el pilar fundamental o la unidad básica fundamental de una sociedad, la familia es el núcleo donde se educan y forman ciudadanos bajo principios éticos, morales donde la igualdad de oportunidades, el respeto y la honestidad hacen gala de los mismos. En el mundo hay millones de núcleos familiares, se acostumbra en la sociedad que una familia está formada por una mujer y hombre quienes después de estar viviendo bajo un mismo hogar toman la decisión de concebir un hijo; pero es importante también dejar claro que la familia puede ser de diversos tipos, entre ellos tenemos la familias que son disfuncionales, es decir aquella donde no se cumple “el patrón normal” o donde está ausente alguno de los padres.

Curar las heridas del padre ausente?

Se suele atribuir a la figura masculina (al padre) la formación de constancia, disciplina y tenacidad en los hijos, pues como bien se sabe el hombre es quien por lo general toma las decisiones en el hogar. La ausencia del padre en una familia por la causa que sea es algo difícil de sobre llevar para algunas personas, sin embargo lo primero que debemos hacer es entender la situación y aceptar la situación aunque muchas veces la situación que se presenta es que la persona que es padre realmente no ha asumido su verdadero rol porque sencillamente no entendió su rol como persona, pero puede que esto no sea solamente por un acto de mera cobardía, en algunas situaciones el padre puede haber fallecido por cualquier condición y es importante aceptar esa realidad y que sencillamente no podemos cambiar el curso de la vida.

Como segunda acción, es importante que también tengas presente que tus decisiones como persona adulta ya no tienen que estar relacionadas a la ausencia de tu padre, eres quien eres gracias a la forma en la que concibes el mundo que te rodea, tú misma o tú mismo eres capaz de decidir con qué quedarte y qué hacer, ten siempre presente que el ser humano tiene la capacidad de discernir entre aquello que es mejor para su vida o aquello que no le trae felicidad. Debes comenzar a tomar la decisión, eres un ser perfecto tal cual eres, por eso para poder curar las heridas que marca nuestra vida debemos aprender a perdonar, pero antes debemos hacer la tarea más difícil que es perdonarnos a nosotros mismo. Recuerda, eres perfecto o perfecta como eres.

Compartir
Loading...

Comentarios