Comprueba tus niveles de tiroides: sólo necesitas un termómetro

Uncategorized 240 Visitas

Primero que todo, la tiroides es una glándula con una forma de mariposa que se encuentra en el cuello, arriba de la clavícula. Es una glándula endocrina que produce hormonas.

Comprueba tus niveles de tiroides: sólo necesitas un termómetro

Quienes poseen problemas con la tiroides regularmente necesitan ir al médico y hacerse exámenes de sangre para controlar los niveles. Pero ya no necesitarás ir al doctor, solamente requieres de un termómetro.

Comprueba tu tiroides con un termómetro

Es una prueba simple y muchos la conocen como prueba de Barney.

En primer lugar, debes agitar bien el termómetro y asegurarte de que la temperatura no este superior a 35 grados Celsius.

Puedes dejarlo en tu mesa de noche, y lo primero que harás a la hora de levantarte por la mañana es colocártelo en la axila, sin nada de ropa. Debes dejártelo por lo menos unos 10 minutos, anotando la temperatura. Depende del número que dé, hay diferentes diagnósticos.

Si la temperatura está entre 36.6° C y 36.9° C, la tiroides está funcionando con normalidad.

Si es inferior a 36.6° C, entonces la tiroides está trabajando de manera más lenta. Algunos síntomas son la depresión, fatiga, falta de concentración, pérdida de cabello, entre otros.

Y si la temperatura es superior a 36.9° C, quiere decir que la tiroides está trabajando más rápida o podrías tener una infección en alguna parte del cuerpo.

Puedes intentar esto durante tres días seguidos y así poder comparar los números y ver los cambios, si superan o repasan los límites deberás consultar con tu médico.

Algunos consejos para controlar la tiroides

Ingiere lácteos. Los problemas con la tiroides en muchos casos debilitan los huesos. Y al consumir leche, yogur y queso, productos lácteos en general es una manera sencilla de fortalecerlos.

Toma té. El té verde y el bálsamo de limón son bebidas ricas en antioxidantes que te ayudarán a calmar la hiperactividad de la glándula.

Hacer actividad física. Una manera natural de controlar la actividad de la tiroides es hacer ejercicio todos los días, ya que así el metabolismo se regulará y encontrará un punto de equilibrio.

Compartir
Loading...

Comentarios